lunes, 10 de octubre de 2016

Otoño

La puerta de nuestra escuela tiene este año un personaje especial: Un hombre de macetas de barro.
Nos da la bienvenida cada día. Está hecho de cartón, pintado con témperas, para los brazos usamos una vieja cuerda.

Las hojas del otoño que caen las hicimos pintando con esponjas mezclando los colores propios del otoño: rojo, amarillo y marrón.
Las letras del otoño las hicimos en el patio, con las hojas que se caen de nuestras acacias. Echamos cola blanca sobre cada una de ellas y después los niños fueron echando hojas. Lo dejamos secar y este es el resultado.